Más de 320 mil salteños quedaran afuera de la ayuda estatal, tras la confirmación de que el gobierno nacional dejará de pagar el ingreso familiar de emergencia. 

Los módicos 10 mil pesos solo serán para las regiones más críticas del país en cuanto a la pandemia, que aún permanecen en Fase 1 de aislamiento social obligatorio.

Aproximadamente la provincia recibió $3.200 millones en cada entrega.

El diputado nacional Miguel presentó junto a  Virginia Cornejo y Martín Grande, un proyecto para dar continuidad al pago del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE). En el mismo sentido, pero en la cámara baja provincial, el diputado del PO, Claudio Del Plá  en Salta también se expresó en contra del rechazo del IFE y exigió su continuidad.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here