14.8 C
Salta
lunes, junio 24, 2024

“Nuestra prioridad es que todos los parajes alejados del pueblo cuenten también con servicio de luz y agua”

¿Es la primera vez que se encuentra al frente del Ejecutivo municipal?

 

Sí, es la primera vez, antes fui senador entre los años 2013 y 2015. En estos dos primeros años de gobierno se trabajó bastante en infraestructura y servicios principalmente. Nuestra prioridad es lograr dotar de los servicios de agua potable y electricidad a los vecinos que aún no tienen acceso a ellos.

Cachi cuenta con parajes distantes y numerosos, ¿cómo están trabajando con ellos?

Estamos trabajando en la realización de varias obras y siempre en diálogo con los vecinos. El municipio cuenta con unos 15 parajes, la mayoría muy distantes entre sí. Un gran tema son los caminos, especialmente los vecinales. Se complica mantenerlos por la gran cantidad de vehículos que transitan por allí, tanto por el turismo como para sacar la producción agrícola de la zona.

La mayoría de los caminos están muy deteriorados, es mucho lo que nos falta aún. Trabajamos en conjunto con Vialidad de la Provincia, que también nos ayuda a mantener en condiciones los caminos vecinales.

¿Cuál es el balance de estos dos años de gestión?

Es muy positivo. Este año, y gracias a los fondos del Plan Bicentenario, se llevó a cabo la construcción de la red de agua potable para los parajes de El Algarrobal y El Angosto. También se realizó la red de agua en el barrio Luján y la construcción de viviendas del IPV, ampliaciones y núcleos húmedos.

¿Qué obras faltan aún?

Nuestro gran desafío es lograr fuentes genuinas de empleo. Muchos de nuestros jóvenes se están yendo y queremos evitar eso. Acá pueden vivir mejor que en la ciudad quizá, pero son ambiciosos y eso los lleva a irse. Para evitar este desarraigo debemos seguir trabajando en las dos principales actividades económicas de la zona: la agricultura y el turismo.

¿Con qué obstáculos se enfrenta hoy el desarrollo de la agricultura?

El principal problema se sigue dando en la cadena de comercialización, con los intermediarios. Un desafío es crear una política de Estado para que los pequeños agricultores estén más protegidos al momento de fijar los precios. Actualmente, son los intermediarios quienes lo hacen y, si bien los productores no registran pérdidas, tampoco ganancias. Quedan, como decimos en criollo, “empatados”. Así que estamos trabajando con Provincia y Nación sobre este tema. Incluso vinieron comisiones que dialogaron con los agricultores y recorrieron los cultivos.

Nación y Provincia realizarán un estudio exhaustivo y una propuesta para mejorar esta situación.

También hay que mejorar el sistema de riego, a través de las acequias. Se complica la situación cuando hay sequía, aunque este año por suerte nevó bastante. Comercialización y agua de riego son los ejes fundamentales para mejorar la agricultura y para que la juventud se involucre más con las tareas agrícolas. Hoy en Cachi se puede vivir tranquilo, aún existe la libreta almacenera y cada familia tiene su pequeña quinta, pero los jóvenes son más ambiciosos y quieren vivir mejor y, lamentablemente la agricultura no da para eso aún.

Cachi es una zona ideal para esta actividad. Se cultiva pimiento para pimentón, poroto pallar, cebolla, tomate, arvejas, zanahorias, zapallitos y alfalfa, entre otros.

Desde la Municipalidad colaboramos con la entrega de insumos y la compra de la producción, pero se necesitan soluciones de fondo que fortalezcan a los productores locales. También buscamos que los pequeños productores se asocien en cooperativas y de esta manera no dependan tanto del poder político.

¿Y cuál es la situación con el turismo?

Cada año llegan más visitantes a Cachi, la gestión anterior trabajó bastante en fortalecer el turismo. Pero el movimiento superó nuestras expectativas: en julio pasado la capacidad hotelera quedó colmada y el tránsito en el casco céntrico del pueblo colapsó por la cantidad de vehículos. Otro tanto ocurrió con el estacionamiento. Cachi es turismo todo el año, así que estamos trabajando para ofrecer alternativas y que aumente el nivel de pernocte en el pueblo.

En este sentido, fuimos seleccionados por el Fondo Ciudadano de Cultura para mejorar el ovnipuerto, muy visitado por los turistas. Nació de una iniciativa individual, fue abandonado y hoy el municipio se hizo cargo. Muchos se quedan para realizar avistaje de ovnis. También estamos trabajando para instalar un observatorio de estrellas, junto al Colegio Nacional de Salta.

Otro punto es seguir trabajando para reforzar el turismo rural campesino de la región, con la ampliación de propuestas.

¿Cómo ve la realidad política actual?

Tenemos muchas esperanzas de que la economía mejore, este año hubo indicios y como argentinos nos interesa que se mejore. A pesar de estar tan lejos de los centros de decisión, todo nos afecta. Nuestra prioridad para 2018 es que todos los parajes tengan los servicios de luz y agua, y que aquellos que viven en terrenos fiscales accedan a su escritura.

 

 

Fuente: Belen Zannier El Tribuno

 

Más Leídas
Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí