9.8 C
Salta
sábado, mayo 18, 2024

Eduardo Cattáneo ahora saquea los sueldos de empleados públicos a los que explota

Eduardo Cattáneo, el funcionario que dejó la Cooperadora Asistencial de Salta en diciembre de 2015 con denuncias de negocios incompatibles, abusa ahora de un cargo político en la Vicegobernación para apropiarse de sueldos de agentes estatales a los que explota en actividades privadas. Hartos de la expoliación, empleados públicos afectados grabaron una conversación que prueba cómo Cattáneo se adueña del 70% de sus haberes y los maltrata.

El audio fue registrado en una propiedad de Zuviría 820, en el macrocentro salteño. Allí funcionan el diario El Regional, la radio El Regional y la Fundación Redinc (Recursos para el Desarrollo y la Inclusión). 
“Somos una organización sin fines de lucro que trabaja para aportar a la construcción de una sociedad más justa”, resalta el sitio oficial de la ONG. 
Dentro de la casona de dos plantas, sin embargo, privilegiados “ñoquis” sin función conviven con trabajadores en negro y empleados públicos precarizados sometidos a servidumbre. 
En el audio, de poco más de seis minutos, se escucha a un empleado que le entrega $12.000 de su sueldo a Cattáneo. Este le reprocha que debe darle $13.000, porque su salario se incrementó en $2.000 con el último aumento de la administración pública. Le aclara que debe darle $1.000 porque “el aumento es mita y mita”. 
Luego, con tono de sargento, el funcionario le recuerda las reglas y justifica el apoderamiento ilícita de los sueldos estatales: “Tengo que pagar a otra gente, ¿o vos crees que es para mí esto?”.
El audio original está a disposición de la Justicia, y los lectores podrán escuchar las expresiones lapidarias, resumidas en menos de un minuto, en la edición digital de El Tribuno.

La casa por dentro

Con testimonios directos, obtenidos bajo reserva de identidades, este diario confirmó que los sueldos netos de los estatales empleados en Zuviría 820 rondan en $20.000. Cattáneo les saca $13.000, casi un 70% de ese haber de bolsillo.
El saqueo salarial lleva al menos un año y medio.
Tras dejar la Cooperadora a fines de 2015, Cattáneo tomó las riendas de los dos medios y la fundación que tiene como presunto titular a un sobrino suyo, Santiago Jesús Bazán.
En Zuviría 820, el expresidente de la Cooperadora es el “ñoqui” mandamás. Según la documentación oficial que respalda este informe periodístico, tiene un cargo político de nivel 1 en la Vicegobernación. 
Florencia Godard, hija de María del Carmen Chanampa, la actual mujer de Cattáneo, detenta otro nombramiento privilegiado. Godard fue hasta fines de 2015 la jefa de Compras de la Cooperadora Asistencial de Salta.
Desde ese organismo también saltó a la Vicegobernación Ana Paula Sosa Cattáneo, quien en planillas de asistencia figura con un cargo político de nivel 2. Es una adscrita de la Cooperadora.
El feudo en el que Cattáneo acaudala recursos del Estado se completa con dos trabajadores en negro, una decena de agentes precarizados de la Vicegobernación y otra igual cantidad de empleados de la cooperadora que se desempeñan allí por un convenio con la Fundación Redinc. 
La lista de los presuntos delitos que deberían investigarse en la propiedad, y esclarecerse en la Justicia, es tan larga como la responsabilidad de los órganos de control y de los fiscales que, ante los negocios incompatibles destapados durante la gestión de Cattáneo en la Cooperadora Asistencial, jamás movieron un dedo. 

Más Leídas
Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí