Juan Carlos Romero plantea que se deben impulsar las economías regionales, poniendo en segundo lugar a Buenos AIres, Córdoba y Rosario

Faltando solo cuatro días para las elecciones nacionales generales, el senador nacional conversó en el programa Agenda Abierta sobre lo que espera para el domingo. Ansía un ballotage, y asegura que una vuelta del kichnerismo sería negativa para el país y la provincia. También comparó su gestión con la de Urtubey.

A menos de cinco días de que los argentinos vuelvan a las urnas, los candidatos aprovechan todos los espacios posibles para compartir sus propuestas. Es el caso de Juan Carlos Romero que se encuentra en la provincia hace varios días terminando su campaña de cara al domingo, donde compite por ser senador nacional.

En charla con Daniel Gutiérrez, en Agenda Abierta, Romero opinó sobre el futuro de Salta y del país. “Las PASO son una encuesta de alto costo, debe repensarte. Si vota más gente, puede mejorar el porcentaje de votos para Cambiemos. Creo que hay una porción de gente muy enojada y con mucha razón, que no tiene otro motivo que no sea la inflación. La última causa que veo que puede mejorar el resultado es el recuerdo del kirchnerismo arruinando el país y de lo que dicen que van a hacer”, dijo en relación a que se repitieran los resultados de las PASO.

También comentó, recordando los años pasados con el kichnerismo, lo que sucedió en la provincia. Al respecto, manifestó que “En Salta, los grandes proyectos están parados, y van a seguir las grandes inversiones haciendo pequeñas cositas, estudios y valorización, pero grandes explotaciones nuevas no hubo durante el kirchnerismo, ni dejó ninguna obra importante. Con dolor digo que para Argentina la vuelta del kirchnerismo va a ser una catástrofe”.

En referencia a su propia candidatura, la que espera renovar el domingo, expresó: “Yo estoy muy feliz de poder participar y las fuerzas y las ganas de volver a ser candidato a senador como parte de un frente al que le fue muy bien en la provincia con Gustavo Sáenz. Hay que tener una agenda de defensa de la provincia y que se nos niegan por parte del centralismo. Faltan muchas obras para Salta, hay que generar la infraestructura para poder producir y trabajar”.

A su vez, reconoció que, si gana Fernández, deberán sentarse a dialogar: “Néstor Kirchner era un hombre que entendía más de política, pero si llega Fernández vamos a tener que poder dialogar. Estamos obligados a gestionar para la gente, no nos podemos aislar, y quiero creer que los que no somos kirchneristas también podamos debatir”.

Por último, ante la pregunta de cuál era la diferencia entre su gobernación y la de Juan Manuel Urtubey, dijo que “Son estilos distintos los que tenemos con Juan Manuel. El priorizó la política y las relaciones políticas y yo quizás me dediqué más a las obras. Es la gente la que tiene que analizar”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here