17.5 C
Salta
domingo, febrero 25, 2024

Agreden a un periodista que tomaba fotos del desastre en el corredor de la FE

El lamentable hecho que vivió Ignacio Carrizo, quien mientras tomaba imágenes de la obra en Juramento y Caseros fue increpado por un hombre que dijo ser ingeniero, suma un nuevo elemento a la vergonzosa historia de la obra de adoquines que se levanta y se vuelve a hacer cada dos por tres.

El periodista Ignacio Carrizo ayer por la tarde fue increpado y agredido por un hombre que dijo ser el ingeniero de la obra del Corredor de la Fe. El muchacho solo quería fotografiar el desastre que esta a la vista de todos.

Carrizo tomaba imágenes en las calles Juramento y Caseros cuando el sujeto se molestó y comenzó a hacerle una serie de preguntas. “Me preguntó qué hacía ahí, de qué medio era, a quién respondía. Me identifiqué y le pedí que me diga por qué me estaba agrediendo, y lo que me dijo fue: ‘A nosotros no nos paga nadie, encima a esto lo tenemos que volver a hacer’,” contó a FM Noticias.

Y señaló: “El señor que me agredió se identificó como el ingeniero de la obra pero no quiso identificarse con nombre y apellido. Le ofrecí la oportunidad de hacer un descargo ante las cámaras nuestras, no había ningún tipo de problema, y me dijo que me vaya a la mierda”.

Según describió el periodista, en el lugar no hay siquiera un cartel con el nombre de la empresa. “No hay ningún cartel de obra, fue retirado cuando se había inaugurado pero esto sigue mal y ha levantado toda la calle de nuevo. Es un mamarracho lo que han hecho. Me acerqué al lugar por pedido de los vecinos que ya están hartos. La obra ya tiene un lapso de tiempo desmesurado”, indicó.

Los funcionarios de Saénz se deslindan de responsabilidades y patean la pelota a la empresa. La firm que licita la obra, es Premoldeados del Norte. Desde la empresa, por su parte, dijeron que la culpa de los hundimientos se debía a un retraso en obras de Aguas del Norte y Edesa. Mientras tanto, en el medio, los vecinos que sufren diariamente. Unos, que no pueden hacer uso de sus viviendas; otros, que son comerciantes y ven afectadas gravemente sus ventas. Y todos los transeúntes que circulan por el micro centro.

Más Leídas
Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí