14.2 C
Salta
sábado, abril 13, 2024

Los psicopedagogos piden ser agregados al organigrama de Salud

Un decreto provincial, de 2009, reconoce a los profesionales como agentes sanitarios pero exime al Estado de contratarlos.

El colegio presentará un amparo en la Justicia.

El Gobierno dice que aún no hay nada en concreto

Hace poco más de un mes, la presidenta del Colegio de Psicopedagogos, Viviana Bazán, se reunió con el ministro de Salud Pública, Roque Mascarello, para pedirle que se incluyera a los psicopedagogos en el organigrama de esta cartera. El Decreto 1484, del año 2009, reconoce a estos profesionales como agentes de la salud pero exime al ministerio de asumirlos en la parte pública.

“Desde el inicio de mi gestión, en 2015, como presidenta del colegio de profesionales solicito al ministro de Salud, a través de expedientes, que se incorpore en el organigrama de Salud al profesional de la Psicopedagogía”, manifestó Bazán. La licenciada consideró que la inclusión del perfil profesional permitiría a los psicopedagogos participar en convocatorias de puestos de trabajo, concursar cargos afines a los alcances reservados al título, entre otras cosas.

La presidenta del colegio contó a El Tribuno: “En una reunión -lograda después de años- el último 17 de agosto, el ministro de Salud, luego de insistir en lo citado en el decreto, concluyó que no quita que en “un futuro” sea atendido nuestro pedido. Yo le respondí: “Venimos insistiendo desde 2009. ¿Cuánto tiempo más significa ese futuro que usted plantea?”, cuestionó. “Reclamamos un derecho que nos compete. Somos reconocidos por el Programa Médico Obligatorio -las prestaciones básicas esenciales que deben garantizar las obras sociales y agentes del seguro a toda la población beneficiaria- y somos prestadores de Superintendencia de la Salud”.

“Como representante de 1.500 matriculados del colegio y con el asesoramiento de nuestros letrados, avanzaré con este pedido a través de un amparo ante la Justicia. Reclamamos un derecho adquirido”, planteó Bazán.

Con respecto a los cambios en el Estatuto de Salud, que se debaten en estos días, sentenció: “La Ley de Salud tiene que incorporar a los psicopedagogos. El colegio hizo convenios con universidades de otras provincias. Somos 50 los profesionales universitarios y en los próximos años van a salir 150 más”. Bazán reclamó: “Que se vaya trabajando con el perfil profesional, las funciones y el ámbito de desempeño. Salud y Educación para ellos son gastos”.

En cuanto a las incumbencias profesionales, el Ministerio de Educación de la Nación en 1984, mediante Resolución 2.473, estableció que el psicopedagogo está facultado para desempeñarse en distintos ámbitos, específicamente, en los de la salud y la educación.

El profesional psicopedagogo realiza diagnóstico y tratamiento de los problemas de aprendizaje en niños, adolescentes, jóvenes y adultos y desarrolla tareas de prevención, asistencia, promoción y protección, con una mirada integral del sujeto que aprende y su contexto.

Una de cal y una de arena

El Decreto 1484/09, publicado en el Boletín Oficial de la Provincia, señala que la inclusión de los profesionales psicopedagogos “permitirá abordar las problemáticas que presentan algunos sectores de la sociedad, desde los saberes específicos de los diferentes campos disciplinares, favoreciendo procesos de integración interdisciplinarios, que contribuirán a mejorar la calidad de vida de la sociedad en su conjunto”. Sobre la base de este considerando, en el artículo 1, se los reconoce como “agentes de la Salud”.

Sin embargo, el artículo 2º dice: “Déjase establecido que el reconocimiento efectuado por el artículo precedente, no implica compromiso alguno para el Estado provincial de incluir cargos profesionales en Psicopedagogía en las estructuras orgánico funcionales de los diferentes efectores dependientes del Ministerio de Salud Pública”. “Es una gran contradicción”, observó Bazán. “En 2009 nos reconocieron como agentes de la Salud pero no nos incluyeron en el organigrama del Ministerio de Salud. Cuando hay concursos o nombramientos, nos pasan por alto porque no figuramos”, señaló. “Si somos agentes de la salud, que se nos incorpore. Por la alta demanda que hay, contratan psicopedagogos sin título de licenciatura. Los amparos van y vienen”, declaró.

 

 

Fuente: Bernardita Ponce Mora El Tribuno

 

Más Leídas
Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí