26.4 C
Salta
miércoles, junio 19, 2024

Los Urtubey y esa rara estrategia de ofrecer gestión para retornar al poder: ¿Para qué?

El exgobernador tiene aspiraciones presidenciales, mientras que su hermano y su hijo se enfocan en la provincia y el municipio. Todos ellos aseguran tener la solución a múltiples problemas que, paradójicamente, perduran luego de tres gestiones “U”.

Mientras Juan Manuel recorre la provincia de Buenos Aires, Corrientes y Mendoza intentando persuadir a referentes y votantes para una hipotética candidatura presidencial, José y Marcos estudian cómo apuntalar el proyecto del conductor político familiar en la provincia que ha gobernado por 12 años.

“No me involucro en la política de Salta. Estoy trabajando para cambiar la agenda de nuestro país, tratando de que se haga algo distinto y esa es la mejor ayuda que le puedo dar al pueblo salteño”, afirma el exmandatario. Al mismo tiempo, su hermano da a conocer públicamente sus intenciones de ser Gobernador y su hijo, de ser Intendente de la Capital.

Lo curioso es que los Urtubey ofrecen gestión para solucionar problemas que no se han resuelto estando Juan Manuel al frente del Estado Provincial. Y no sólo no hubo soluciones, sino que en algunos casos la situación empeoró, como con la prestación de los servicios públicos tanto en la Ciudad como en el interior profundo.

“¿Para qué quiero cargo público si no voy a poder transformar la realidad?”, se pregunta el exgobernador salteño en diálogo con MDZ, y luego admite que “las alianzas están en todos los grupos que orbitan como satélites a la vuelta del Estado desde la lógica del sistema financiero, contratistas del Estado, proveedores de servicios públicos, prestadores”.

Tal vez las intenciones de llegar al poder que exhibió el dirigente industrial José se expliquen en el diagnóstico que hizo su hermano Juan Manuel, que de negocios desde el Estado sabe y mucho, a pesar de que en algún momento haya dicho que “el sueldo de gobernador no alcanza”.

Basta con recordar el caso de PROLACSA publicado en Opinorte: la firma láctea en la que confluyeron Facundo Urtubey, el ex Aguas del Norte, Lucio “Pino” Paz Posse, y Carlos Berruezo, y que obtuvo estratégicos beneficios impositivos y licitatorios durante los mandatos “U”. Empresa que aún mantiene vínculos con el Estado proveyendo leche.

Si José Urtubey llegase a la Gobernación, es probable que se baje el tono a las campañas que buscan la digitalización de los trámites en el Estado y que se promuevan la impresión y la escritura, además del casi seguro impulso al sector foresto-industrial. Un comportamiento similar podría expandirse en la Ciudad con Marcos y el automovilismo, aunque con un velo de “libertarismo”.

Mas allá de las intenciones, lo cierto es que los números no ayudan a la familia Urtubey ya que, como se dijo anteriormente, en 2019, cuando Juan Manuel fue candidato a vicepresidente obtuvo apenas el 18,69% de los votos en la provincia que gobernó por doce años. Tampoco parece acertada la estrategia comunicativa de ofrecer gestión cuando el pasado reciente demuestra que los resultados no han sido los mejores, al menos para quienes no son parte de la bonanza económica que se supo construir para el entorno familiar.

“El poder es de la gente y nos lo presta por un ratito que siempre, para unos y otros, termina. Y para la democracia es bueno, sano y decente que así sea”, dijo Juan Manuel Urtubey en la apertura de sesiones ordinarias de la Legislatura en 2018. Reflexiones que tendrían que escuchar atentamente su hermano José y su hijo Marcos.

Más Leídas
Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí